El reciclado de solventes y el impacto ambiental

el-reciclado-de-solventes-y-el-impacto-ambiental-por-sica-medicion

11 diciembre, 2019

Los solventes son sustancias líquidas en las que otras sustancias pueden disolverse para adquirir propiedades físicas que se adecuen a un uso particular. Sin embargo, casi toda la producción mundial de solventes termina destruida o dispersada en la biosfera, lo que implica pensar en el reciclado de solventes como una solución para este problema.

Desde la producción de medicamentos hasta la fabricación de guantes de goma domésticos, los solventes juegan un papel fundamental en la sociedad moderna. Su importancia se manifiesta más claramente en el hecho de que muchas sustancias exhiben su mayor utilidad cuando se pueden ajustar su propiedades físicas específicamente para el uso que se les dará, por lo que los solventes son el mejor recurso para lograr esto.

Algunos de los usos más importantes para los solventes se encuentran en las industrias de adhesivos, recubrimientos, electrónica, pesticidas, farmacéutica, reproducción fotográfica e industria textil. Grandes cantidades de solventes también están involucrados en la limpieza en seco, desengrasado de metales, refinación y recuperación de petróleo, así como aditivos de combustible.

Regulación ambiental, de salud y seguridad

Todos los solventes deben considerarse peligrosos. La gravedad de la amenaza para la salud depende en gran medida de cuánto, con qué frecuencia y de qué manera alguien está expuesto. Los empleados en las siguientes industrias pueden estar especialmente en riesgo: construcción de embarcaciones, limpieza en seco, plásticos, calzado, impresión, pintura, ingeniería fotográfica, construcción, fabricación de productos químicos.

La mayoría de los solventes orgánicos son altamente inflamables, aunque su volatilidad depende de su composición y uso. Las excepciones son algunos solventes clorados como el diclorometano y el cloroformo. Los vapores solventes también se pueden encontrar en tambores y latas supuestamente vacías, lo que representa un riesgo de incendio repentino; por lo tanto, los contenedores vacíos de solventes volátiles deben almacenarse abiertos y al revés.

Tanto el éter dietílico como el disulfuro de carbono tienen temperaturas de autoignición excepcionalmente bajas que aumentan en gran medida el riesgo de incendio asociado con estos solventes. La temperatura de autoignición del disulfuro de carbono es inferior a 100 °C, por lo que objetos como tuberías de vapor, bombillas, placas de cocción y quemadores Bunsen recientemente extinguidos pueden encender estos vapores.

Reciclaje, eliminación y degradación de solventes

Un solvente gastado es aquel que se ha usado al menos una vez y que no puede usarse nuevamente para el propósito para el cual fue producido, debido a la contaminación durante el uso. Tal material se considera un desecho sólido peligroso. Mientras que la industria de pinturas y recubrimientos acepta esto como parte de su negocio, los gobiernos lo incluyen en sus regulaciones sobre residuos. Por lo tanto, el reciclado de solventes requiere esfuerzo y tecnología especializada.

Los solventes de desecho están contaminados con sólidos suspendidos y disueltos, compuestos orgánicos, agua, otros disolventes o cualquier otra sustancia no añadida al disolvente durante su fabricación. El reciclaje es el proceso de restaurar el solvente residual a una condición que permita su reutilización, ya sea para su propósito original o para otras necesidades industriales.

No todos los solventes residuales generados por la industria se reciclan porque los costos de recuperación pueden exceder el valor del solvente reciclado, no siempre es técnicamente factible hacerlo y los fabricantes de nuevos solventes a menudo impiden que sus clientes utilicen el producto reciclado.

También existe una clara diferencia entre el solvente “recuperado” y el “reciclado”. Aunque es cierto que el 90% de los desechos de solventes se recuperan durante la producción de pintura, su nivel de reciclaje es menor dependiendo de varios factores: el grado del solvente utilizado, la naturaleza de la producción y el nivel de contaminación.

La mayoría de los fabricantes de pinturas industriales han comprado equipos de reciclado de solventes para uso interno y pueden reutilizar los solventes tantas veces como sea necesario. Otras industrias que producen solventes de desecho incluyen la refinación de solventes, procesos de polimerización, extracción de aceites vegetales, operaciones metalúrgicas, fabricación farmacéutica, recubrimiento de superficies, operaciones de limpieza en seco y desengrasado con solventes.

La recuperación y el reciclado de solventes mediante equipos de destilación de última generación como, por ejemplo, el ILUDEST® modelo LM-6 puede en muchos casos permitir la recuperación de más del 90% de los residuos de solventes, reduciendo la eliminación y los gastos de nuevos solventes, y brindando un retorno de la inversión en cuestión de meses.

 

Referencia

NPCS Board of Consultants & Engineers. (2017). Manufacture of Thinners & Solvents (Properties, Uses, Production, Formulation with Machinery Details). Niir Project Consultancy Services.

logo-firma
Servicios de Ingeniería y Control Avanzado.

Ayudamos a nuestros clientes a encontrar los analizadores y equipo que necesitan para el control de procesos en plantas industriales, laboratorios, entre otros.

Ofrecemos servicios de mantenimiento anuales.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nombre*
Correo electrónico*
Mensaje*

0
×